Cava o champagne, las 5 claves que debes saber

¿Qué vas a elegir para brindar por las fiestas navideñas, cava o champagne? A menudo nos encontramos con la duda de cuál será el vino espumoso más apropiado para los gustos de nuestros invitados o nos perdemos entre precios, marcas y variedades. Para ponértelo más fácil este año, te damos 5 claves que debes saber a la hora de elegir tu cava o champagne para Navidad.

Elige entre cava o champagne

Espumosos para Navidad

  • Diferentes uvas. Aunque el proceso de elaboración es el mismo, una de las claves fundamentales de diferenciación está relacionada con las variedades de uvas que se usan para sus respectivas elaboraciones. En el caso del champagne, se emplean normalmente uvas tipo Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Menier; mientras que para el cava se utilizan uvas Paradella, Macabeo y Xarelo.
  • Origen. Su procedencia también difiere: mientras que el champagne proviene de Francia, el cava es un producto español. Son diferentes suelos y clima y, por tanto, diferentes sabores. El cava se elabora en el clima mediterráneo, con un clima soleado y pocas lluvias, por lo que las uvas tienen menos acidez. Por su parte, el champán, se genera en clima atlántico, más frío y lluvioso, por lo que las uvas tiene mayor acidez y menor grado, por lo que en muchos casos es necesario ‘chaptalizar’, es decir, añadir azúcar para lograr más grado.
  • Precio. Todo depende del presupuesto. Aunque puedes encontrar diferentes gamas de cava y champagne, este último es más caro, porque su elaboración es más compleja y tienen una mayor percepción de producto de lujo. Otra de las razones que explican esta hecho es el precio de la materia prima, que en 2016, según el Consejo Regulador, fue de 6,15 euros de media para el kilo de uva en la zona de elaboración del champagne, mientras que en la zona del cava se pagó a 0,45 euros. Puedes encontrar cava en el mercado desde los 4-5 euros, mientras que el champagne sube hasta los 10-15 euros.
  • Tipos. Tienes que tener en cuenta que el sabor de tu cava o champagne variará dependiendo del tipo que sea. En el caso del champán, puedes encontrar blancos (sólo con uva blanca Chardonnay), rosados (mezcla de tinto y blanco) y cremant (más vinoso, con menos gas). Para el cava, según el tipo de crianza, puede ser cava (a partir de 9 meses de crianza), cava reserva (a partir de 15 meses) o gran reserva (a partir de 30 meses). En ambos casos, varían en función de la cantidad de azúcar por litro que lleve. De más seco a más dulce hay brut nature, extra brut, brut, extra seco, seco, semiseco y dulce.
  • Consumo. Los vinos espumosos deben servirse fríos (entre 4º y 6 º). Para ello, lo ideal es colocarlo en un recipiente con hielo que cubra lo más posible la botella, y mantenerlo ahí durante su consumo. Para consumirlo, la copa ideal es la copa flauta, para contener mejor sus burbujas. Ambos maridan a la perfección con platos como el salmón, trucha, risotto, pasta, pavo, quesos con toques dulces, marisco, caviar y postres como la tarta de manzana, cereza o limón, espumoso de chocolate o helado de turrón ¡Ofrece un sabor magnífico!

En Supermercados MAS podemos ayudarte con la selección de nuestra bodega a un precio especial. Entre los cavas puedes encontrar desde el apreciado Juve&Camps hasta los extremeños Vía de la Plata o LAR de Plata, el de la casa Jaume Serra o el Cava Brut Vintage de Cristalino, que también te ofrece una variedad de cava rosado. También te ofrecemos los populares Anna de Codorniú y los cavas de Freixenet en diferentes variedades y tamaños.  Si apuestas por champagne, este mes destacamos dos: el Jean Paul DeVille y el delicioso Möet Chandon ¡Pásate a ver!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.