Postureo asiático, los platos más típicos de la cocina oriental

Para celebrar que estamos en la Semana Oriental MAGGI y que estamos regalando cada día 3 lotes completos de pasta oriental, hoy nos vamos de postureo asiático para conocer cuáles son los platos más típicos de la cocina oriental. Desde China, Japón, Tailandia, la India… nos llegan unos sabores muy exóticos que también podemos hacer en propia nuestra cocina! Así se llaman los platos, y estos son los ingredientes que llevan, ¡tomar nota!

chop suey1. Chop Suey

Es uno de los platos de la gastronomía china más internacionales, y es muy sencillo de hacer: lleva distintos tipos de carne (podemos probar con pollo, ternera, cerdo…) y también verduras como el apio, el pimiento, las judías verdes… y se hacen todos en un wok en muy poquito tiempo. Para darle ese toque oriental, es necesario añadir un ingrediente muy especial, el brote de judía mung verde, pero si no se tiene se puede sustituir por brotes de soja. Para completar el plato, suele servirse arroz cocido.

2. Garam masala 

En este caso, no se trata de un plato propiamente sino de una mezcla de especias secas típica de la cocina india que se utiliza para acompañar todo tipos de recetas, sobre todo aquellas que llevan curry como cordero al curry, por ejemplo. Las especias que lleva son variadas (clavo, nuez moscada, pimienta negra, cardamomo, canela…), y para prepararlas hay quienes cogen un molinillo para mezclarlas y unirlas, mientras que otros las tuestan primero y luego las trituran, como prefiráis.

3. Pohpiah (o rollitos de primavera)

Cada país asiático tiene prácticamente su propia variedad de rollito de primavera, que es el nombre con el que lo conocemos nosotros. El pohpiah es una de las recetas más populares de Singapur y Malasia. Se suele tomar como aperitivo, y en su interior contiene pollo, gambas, tofu o cerdo, luego unos ingredientes que suelen ser comunes (lechuga, huevo, zanahoria, soja…) y, por último, una salsa que puede ser tanto picante como dulce, a nuestra elección (salsa agridulce, chilli, etc).

4. Pollo Tikka masala

Este plato se sirve sobre todo en la India, aunque su popularidad ha superado todas las fronteras y es muy popular en muchos otros países. Su preparación es sencilla, y el resultado es un plato de intenso sabor (podemos decirlo: ¡picante!) y con un añadido muy exótico, la leche de coco. Entre las especias que se utilizan encontramos canela, comino, cilantro y el garam masala que veíamos antes, y también pollo, del podemos utilizar las propias pechugas. Para acompañar, arroz basmati.

Dorayaki , dulce japonés

5. Dorayaki

A priori con este nombre puede que no nos suene mucho, pero lo cierto es que lo hemos visto en series y películas… sin ir más lejos: ¡Doraemon! Sólo hace falta mirar la foto para reconocerlo. Es un dulce japonés, que suele servirse como postre y que está formado por dos bizcochos redondos, y en el medio suele tener chocolate o algún otro relleno dulce.

6. Sashimi

Clásico de la cocina nipona, el sashimi podemos describirlo como pescado crudo pero cortado en láminas, como si fuera carpaccio italiano. Podría confundirse con el sushi, porque es pescado crudo, aunque la gran diferencia es que no incorpora arroz. El truco está en servirlo muy fino y acompañarlo de salsa de soja, de wasabi (que es una salsa japonesa que pica muchísimo) y también rodajas de pepino, rábano o algún otro vegetal similar.

7. Sukiyaki

También originario de la gastronomía japonesa, el sukiyaki es un plato que se suele tomar en invierno y puede prepararse tanto la versión clásica como la vegetariana. La primera llevaría carne, y la segunda tofu. A ambas recetas se les suele añadir vegetales como la col china, setas y fideos. Estos ingredientes se suelen echar en una olla o plato hondo, acompañados de un caldo con salsa de soja y azúcar.

Sushi

8. Sushi

Este plato es uno de los más conocidos, y que más éxito tienen entre los amantes de la cocina asiática. Su base es el arroz, que se cuece y se prepara con vinagre, azúcar y sal. Las variedades del sushi son casi infinitas, una de las más comunes es prepararlo en forma de rollo, un formato que se conoce como maki, con relleno de verduras, huevo o pescado como salmón o atún, y envuelto en la típica alga nori.

9. Tofu

Es una comida que está muy extendida en la gastronomía del sureste asiático, y es una pieza clave para las personas que no toman carne (vegetarianos, veganos…). El tofu es un requesón hecho con leche de soja, de ahí su color, y como tiene una textura blanda y se suele servir en taquitos, puede acompañar a un gran número de platos! Por ejemplo, sopas, salteados, nuddles… Como no tiene un sabor intenso, es mejor añadirle alguna salsa o especia para potenciarlo.

10. Yakisoba

Esta receta se encuentra entre China y Japón, y son los clásicos tallarines orientales! Es posiblemente una de las recetas más sencillas, basta sólo con saltear los ingredientes (pollo, ternera, cerdo y también verduras como zanahoria, cebolla, pimientos, y los que nos guste añadir). Por otra parte se cuecen los tallarines, y se añaden al salteado con un poco de agua. Cuando se reduce, se le echa salsa y especias como jenjibre, ¡y listo!

1 comentario

Trackbacks y pingbacks

  1. […] cómo preparar sushi de forma casera y con todo el sabor japonés. Toma nota de cómo sumarte al postureo asiático, y sorprender a tus invitados con una tapa muy […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.