Propiedades de las castañas

Tiempo de castañas: por qué debes incluirlas en tu día a día

Entramos en tiempo de castañas, ese fruto seco lleno de propiedades que nos trae el otoño. Con ellas se hacen sopas, rellenos de carne, postres… o simplemente se saborean crudas, asadas o en conserva. Puede que no conozcas todos los beneficios de las castañas, pero en este post descubrirás que este regalo de la naturaleza merece que la incluyas en tu día a día.

Así que aprovecha la temporada de otoño y sácales su máximo partido incluyéndolas en platos como los que te proponemos. En ellas, encontrarás carbohidratos, proteínas, fibra, vitaminas y minerales, que, unidos a las pocas calorías que aporta lo convierten en un alimento a tener en cuenta en cualquier dieta saludable ¡Ven a Supermercados MAS por tus castañas!

Beneficios de las castañas

Los beneficios de las castañas son muchos, aquí te resumimos los principales.

Beneficios de las castañas
Castañas asadas
  • Uno de los frutos secos más ligeros. Apenas alcanzan las 200 Kcal por cada 100 gr. Exactamente, por cada 100 gr las castañas contienen 40 gr de agua, otros 40 de hidratos de carbono, 5 de grasas y 4 de proteínas. Como ves, su contenido en grasas es muy reducido, lo que lo convierte en perfecto para seguir una dieta. En cuanto a los hidratos de carbono, la cantidad de azúcares naturales es mínima, por lo que son aptas para diabéticos.
  • Rico en fibra. Asimismo, 7 gr de cada 100 son de fibra, por lo que su ingesta te vendrá muy bien si la necesitas. Entre otras cosas, la fibra nos ayuda a regular el tránsito intestinal, cuidar la flora y reducir los niveles de colesterol. Ello refuerza nuestro sistema inmunológico y previene enfermedades como el cáncer de colon.
  • Vitaminas E y B y cóctel de minerales. Las castañas aportan vitamina E, vitaminas del grupo B y ácido fólico. Dentro de los minerales, encontramos calcio, magnesio, potasio, hierro, fósforo, selenio, yodo y zinc. Este cóctel de minerales ayuda contra la anemia, fortalecen los huesos y está cargado de propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y vasculares. Además, su bajo contenido en sodio y alto en potasio lo hacen apto para las personas hipertensas.
  • Protegen tu corazón. Como todos los frutos secos, contienen altos niveles de grasas saludables y ácidos esenciales Omega 3 y 6, con un papel muy importante en la protección del sistema cardíaco ¡Más beneficios de las castañas!
  • Cuidan del sistema nervioso. Las vitaminas del grupo B y los minerales que alberga favorecen el buen funcionamiento del sistema nervioso, contribuyendo a reducir el riesgo de sufrir enfermedades neurológicas.
  • Ideales para deportistas. Por su riqueza en hidratos de carbono y su elevado contenido en agua, las castañas también son muy adecuadas para incluir en la dieta de los deportistas, pues además aportanen minerales que contribuyen al buen funcionamiento del sistema neuromuscular como potasio, magnesio y calcio.
  • Tienen todos los aminoácidos esenciales. ¡Atención veganos! La proteína vegetal de la castaña contiene todos los aminoácidos esenciales, con lo que pueden ayudar a prevenir carencias nutricionales y saciarnos con buenos nutrientes y energía.

5 recetas con castañas

Te proponemos 5 recetas con castañas dulces y saladas para que disfrutes de todas sus propiedades.

Recetas con castañas originales
Recetas con castaña que no conocías
  1. Sopas de castañas. Una sopa calentita con el sabor de las castañas, que se prepara con caldo de pollo, puerro, pimienta y tomillo, como puedes ver en nuestra receta casera de sopa de castañas.
  2. Mousse de castañas. Está muy rica y no tiene ninguna dificultad. Coge 500 g de castañas y haz un corte en la parte superior. Cuécelas durante 5 minutos, escurre y pela cando estén frías. Ahora, pónlas en un cazo y cubre con leche, cociendo hasta que estén tiernas. Retira y llévalas al pasapurés. Añade 30 g de mantequilla y remueve bien. Ahora, incorpora 2 cucharadas de brandy, 1 de chocolate en polvo y unos 150 g de azúcar. Vuelve a mezclar bien y añade 4 yemas de huevo, una a una. Bate las claras a punto de nieve y une a la mezcla anterior. Reparte en cuencos o vasitos individuales, enfría en la nevera ¡y ya tienes tu mousse!
  3. Solomillo asado con puré de castañas. En este plato, puedes cocinar el solomillo al horno, cortado en rodajas gruesas.  Para elaborar la crema de castañas que lo acompañará, simplemente asa unas cuantas castañas en el horno y tritúralas junto con un poco de caldo de carne y una nuez de mantequilla. Si quieres llenar el plato un poco más, saltea unas setas con unos ajitos y emplata cubriendo la carne con la crema.
  4. Merluza con crema de castañas y langostinos. Las castañas también son para el pescado. En este caso, van cocidas en agua con sal y anís estrellado, lo que les aporta un sabor estupendo. Luego, se pelan, se rehogan con aceite y 1 cebolla en juliana y se convierten en una crema deliciosa para acompañar los filetes de merluza. Para ver la receta completa, sigue el enlace, donde encontrarás otras recetas originales con castañas.
  5. Bizcocho de castañas. Un postre ideal para el otoño. Para elaborarlo, empieza cociendo 150 gr de castañas peladas en 1/2 litro de leche, con una pizca de sal hasta que estén tiernas. Tritura y reserva. Bate 6 huevos en un bol, de uno en uno. Agrega unos 250 gr de azúcar y sigue batiendo hasta hacer espuma. Incorpora la crema de castañas con 150 g de maizena y 1 cucharada de levadura. Mezcla bien y vierte en un molde para horno engrasado con mantequilla. Hornea con el horno precalentado a 170ºC durante unos 45 minutos ¡Enfría y desmolda!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.