Recetas dulces y saladas con calabaza

Tipos de calabaza, propiedades y recetas

El otoño se va acercado paso a paso y otros olores y sabores inundan la cocina. Aunque podemos comerla todo el año, es inevitable asociar la calabaza a esta época, pue es la base de muchos platos otoñales. El tiempo de las cremas, las sopas, los bizcochos o todas esas riquísimas recetas con calabaza ha llegado ¡Y en Supermercados MAS estamos dispuestos a disfrutarlo totalmente!

La calabaza pertenece a la misma familia que el calabacín, el melón o la sandía. Son las cucurbitáceas, de las que existen más de 800 variedades en todo el mundo. La calabaza es muy versátil y se presta a un sinfín de preparaciones, una ventaja favorecida por los distintas variedades que hay. Vamos a conocerlas y descubrir algunas de las mejores recetas con calabaza.

Recetas con calabaza

La calabaza, sabores de otoño

Propiedades de la calabaza

Al igual que el resto de las hortalizas de su familia, la calabaza destaca por tener las siguientes propiedades:

  • Pocas calorías. Apenas ronda los 32 kcal por cada 100 g, por lo que su contenido calórico es muy bajo. Pese a ello, es un alimento muy saciante, ya que contiene gran cantidad de fibra, agua e hidratos carbono. Es, por tanto, ideal para incorporar a la dieta.
  • Vitamina A para la salud dental, la vista y la piel. Debes tomar calabaza por su especial aporte de vitamina A o retinol, fundamental para la salud dental y de la piel, así como la buena vista, pues produce los pigmentos en la retina del ojo.
  • Carotenos antioxidantes. También contiene carotenos, que ayuda a prevenir la oxidación y favorece un mejor funcionamiento del sistema inmune y de las hormonas, ayudando a prevenir enfermedades como la obesidad o la diabetes.
  • Potasio y magnesio para el sistema nervioso, huesos y músculos. El consumo de calabaza contribuye también a que el sistema nervioso funcione correctamente, permite que los nutrientes fluyan y el cuerpo expulse su desechos gracias a la presencia de potasio. Asimismo, el magnesio es muy importante para la buena salud muscular y ayuda a que los huesos permanezcan fuertes.

Tipos de calabaza

Pero ¿existe más de un tipo de calabaza? Pues sí. Hoy en día podemos encontrar calabazas de otros países, así como nuevas variedades con sabores ligeramente distintos y variadas posibilidades en la cocina ¡Estas son las más comunes!

Formas de cocinar la calabaza

Ideas para cocinar con calabaza

  • Calabaza violín o cacahuete. Este tipo, también conocido como Butternut, es el más cultivado en España. Es alargada, de piel lisa y clara y una pulpa de un color naranja muy vivo y carne muy prieta y sabrosa. No es demasiado dulce, por lo que es de las variedades más versátiles para cocinar. Su toque a nuez moscadad la hace ideal para dulces o cremas especiadas.
  • Calabaza vasca. De forma parecida a la anterior, pero más grande. Su piel es de color verde oscuro con líneas claras. Su pulpa es de un color naranja más intenso que la cacahuete. Es muy apreciada para guisar.
  • Curcubita maxima. Esta es la calabaza más icónica, la típica de Halloween. Es redondeada y de varios tamaños, pudiendo alcanzar enormes dimensiones. Su piel es dura y rugosa, con surcos profundos. La carne es firme y crujiente y tiene un sabor dulce y suave.
  • Potimarron. También conocida como Hokkaido, tiene forma de pera y la piel es muy anaranjada y fina (se puede incluso comer cocinada) con una pulpa consistente y más seca que otras variedades. Su sabor recuerda a la castaña y, de hecho, marron significa castaña en francés. Perfecta para asar.
  • Moscada de la Provenza. Se cultiva en Francia y en Italia y es redondeada y de color verde, piel dura, pulpa de un naranja intenso y menos seca que la Potimarron. Muy rica para preparar salsas o pasteles.
  • Calabaza Totanera. Muy típica en la región de Murcia, es muy usada en guisos y potajes. Con forma cilíndrica, tiene una piel gruesa de color verde oscuro, con bulbosidades y su carne puede ir del naranja intenso al amarillo.
  • Cidra  o confitera. Otra de las que más solemos encontrar en nuestro entorno. Esta es de forma redonda u ovalada y de color amarillo claro, con manchitas verde oscuro. La pulpa es de color blanquecino con muchas hebras. Esta es la calabaza que se usa para elaborar el cabello de ángel tan apreciado en la repostería
  • Calabaza del peregrino. Esta no solo se come, sino que, una vez vaciada y seca, tiene distintos usos, por ejemplo, como cantimplora o para transportar semillas. Su pulpa es blanca y tierna, de forma que recuerda mucho a un calabacín. Junto con la concha, el bordón o la compostela es uno de los objetos simbólicos del Camino de Santiago.

Recetas con calabaza

Existes infinitas maneras de cocinar la calabaza, como puedes comprobar en el enlace. En guiso, crema, como guarnición, mermelada, a la plancha… ¡y como ingrediente de repostería es inigualable! Mira todas estas recetas co calabaza que te proponemos.

  • Crema de calabaza. Una de las cremas más deliciosas que puedes cocinar de forma casera es la de calabaza, como la de esta receta, que lleva zanahoria, cebolla, puerro y unas pipas de calabaza.

    Risotto con verduras de termporada

    Receta con calabaza

  • Bizcocho de calabaza. También es un delicioso ingrediente de repostería, que da un sabor muy especial a los postres. Es el caso de este bizcocho de calabaza,
  • Chips de calabaza. Puedes freír la calabaza para hacer unos chips de calabaza, una versión de los chips de patata muy saludable. Sólo tienes que pelar la calabaza, cortarla en láminas muy finas y freírlas en aceite muy caliente sazonándolas a tu gusto.
  • Risotto de setas y calabaza. Un plato de arroz cremoso delicioso, con mantequilla, cebolla y parmesano, acompañado de calabaza y setas que tendrás listo en menos de 1 hora con la receta de risotto de nuestro cocinero.
  • Pizzas con base de calabaza ¿Calabaza como base de pizza? Sí, y no te imaginas lo buena que está. Mira en este enlace como prepararla, con calabaza asada, 1 huevo, ajo en polvo, 2 cucharadas de harina integral, pimienta negra, 1 cucharadita de levadura y sal ¡También encontrarás otras ideas para hacer pizzas con bases vegetales!
  • Calabaza a la plancha con canela. Muy sencilla, pero una de las mejores recetas con calabaza que existen. Simplemente, pela y trocea la calabaza en trozos de un centímetro de grosor. Unta cada trozo de un aliño de aceite de sésamo con canela. Lleva a la plancha y hazla hasta que quede dorada ¡Muy buena!
  • Mermelada de calabaza. Cuando la pruebes se convertirá en tu favorita. Pela y corta un buen trozo de calabaza y cubre de azúcar, el zumo de 1 limón y su ralladura y un canela en rama. Deja reposar toda la noche. Al día siguiente, lleva a una cazuela y cocina hasta que alcance la textura cremosa adecuada.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.