Juventud, divino tesoro

El domingo, día 12 de agosto, es el Día Internacional de la Juventud, momento en la que el derroche de energía y la actividad física y psicológica son características.

Esta etapa es un momento de alta demanda de alimentos debido a los cambios constantes que se producen en el organismo a un elevado ritmo de actividad, por ello es importante respetar una dieta que cubra las necesidades de los jóvenes de forma equilibrada.

Es imprescindible que lácteos, verduras, frutas, pan y cereales estén presente en la dieta diariamente. Se recomienda que los adolescentes realicen cinco comidas a lo largo del día, de las cuales tres de ellas son las más importantes: desayuno, almuerzo y cena, y las dos restantes serán de apoyo.

Las 3 más importantes aportan un 75% de la energía total diaria, mientras que la comida a media mañana y la merienda aportan el 25% restante.

No debe saltarse ninguna comida, haciendo especial hincapié en el desayuno, ya que son las primeras horas del día las más activas para esta etapa de la vida.

Es importante ajustar la dieta a los gustos y a la forma de vida de cada persona. Por todo ello, desde Supermercados os recomendamos que a la hora de elaborar una dieta se tenga en cuenta la actividad física que desarrollen y las condiciones psicológicas que les rodeen y que puedan afectar a sus vidas diarias.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.