tarta oreo sin horno

Tarta de Oreo sin horno

Comensales4 PersonasDificultadMediaTiempo30 minsValoración

Nuestro cocinero te propone esta semana una rica tarta de Oreo ideal para tu postre o merienda para la que no necesitas horno, así que ¡la puedes hacer estés donde estés! Hazte con tus galletas Oreo doble crema y dedícale solo un ratito, ¡disfrutarás preparándola!

TweetSave

INGREDIENTES
 2 paquetes de galletas Oreo doble crema
 250 g de queso crema
 500 ml de nata líquida
 1 sobre de cuajada
 150 g de azúcar
 50 g de mantequilla

PASO A PASO
1

Separamos el relleno de la galleta. Derretimos la mantequilla en el microondas.

2

Ponemos las galletas sin relleno en una bolsa de plástico y las machacamos bien. Usar un cazo es un buen truco para hacerlo.

3

La ponemos en un bol, reservando parte para la decoración. Añadimos la mantequilla derretida y mezclamos bien.

4

Cubrimos el fondo de un molde desmontable de 15 cm ayudándonos con una cuchara. Lo llevamos al frigorífico.

5

En una olla ponemos el relleno, el queso, el azúcar, la nata y la cuajada. Mezclamos mientras se calienta. Dejamos que hierva durante un minuto mientras seguimos removiendo, ya que la cuajada tiene que hervir para actuar.

6

Sacamos el molde del frigorífico y vertemos la mezcla que habremos dejado templar. Cubrimos con film de plástico y llevamos al frigorífico de nuevo para que cuaje mejor de un día para otro.

7

¡A disfrutar!

Categoría, Tiempo de preparación

Ingredientes

INGREDIENTES
 2 paquetes de galletas Oreo doble crema
 250 g de queso crema
 500 ml de nata líquida
 1 sobre de cuajada
 150 g de azúcar
 50 g de mantequilla

Pasos

PASO A PASO
1

Separamos el relleno de la galleta. Derretimos la mantequilla en el microondas.

2

Ponemos las galletas sin relleno en una bolsa de plástico y las machacamos bien. Usar un cazo es un buen truco para hacerlo.

3

La ponemos en un bol, reservando parte para la decoración. Añadimos la mantequilla derretida y mezclamos bien.

4

Cubrimos el fondo de un molde desmontable de 15 cm ayudándonos con una cuchara. Lo llevamos al frigorífico.

5

En una olla ponemos el relleno, el queso, el azúcar, la nata y la cuajada. Mezclamos mientras se calienta. Dejamos que hierva durante un minuto mientras seguimos removiendo, ya que la cuajada tiene que hervir para actuar.

6

Sacamos el molde del frigorífico y vertemos la mezcla que habremos dejado templar. Cubrimos con film de plástico y llevamos al frigorífico de nuevo para que cuaje mejor de un día para otro.

7

¡A disfrutar!

Tarta de Oreo sin horno
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.