tapas frias queso cabra

Tapas rápidas con queso de cabra

Los amantes del queso disfrutan especialmente del queso de cabra durante la primavera, cuando este sabroso manjar alcanza su punto perfecto. Puedes consumirlo curado, semicurado o fresco y en la cocina tiene muchas posibilidades, solos o acompañados. Aprovecha que esta semana Supermercados MAS tiene en oferta una amplia selección de este rico queso y prueba con algunas de estas tapas rápidas con queso de cabra. ¡Muy nutritivo y delicioso!

  • Tapa de rulo de cabra con cebolla caramelizada. El queso de cabra y la cebolla caramelizada forman una pareja perfecta. Para caramelizar las cebollas, pícalas finamente y pónlas en la sartén con un poco de tapas frías queso cabraazúcar hasta que se doren. Luego dispón en un plato o bandeja unas tostas saladas y sobre ellas coloca un trozo de rulo de queso de cabra y encima una cucharadita de cebolla caramelizada. Si quieres, dale un punto en el horno para gratinar un poco el queso.
  • Pinchos de queso de cabra con mermelada de tomate. Fríos o calientes están riquísimos. Prepáralos cortando el queso de cabra en trocitos para luego pasarlos por huevo batido y pan rallado. Una vez hayan enfriado, llévalos a la sartén y fríe con aceite de oliva. Escurrido el aceite, sírvelos con mermelada de tomate u otra que te guste (confitura de pimientos, mermelada de higos…) y ¡ayúdate de unos palillos para disfrutarlos! Una idea: si quieres darle un toque más, acompaña el queso de cabra con trocitos de foie o bacon.
  • Bolitas de queso de cabra, miel y pistachos. Esta combinación es fabulosa. Tan sólo corta el rulo de queso de cabra con miel en trocitos y haz bolitas con las manos. Luego, mezcla bien el queso con los pistachos picados de manera que conserve su forma compacta ¡Hay que probarlos!
  • Rollitos de jamón y queso de cabra. Por supuesto, el jamón va divinamente con el queso de cabra y unos rollitos fríos o calientes son perfectos para degustar en unos minutos. Simplemente corta unas lonchas de jamón que no sean muy finas y coloca dentro unos trozos de queso de cabra (puedes ayudarte de unos palillos para cerrar el rollito). Si los quieres degustar fríos, rocía con un poco de aceite de oliva y listo; si no, dales un toque en la sartén y sirve.tomate queso cabra tapa fria
  • Tomates rellenos de queso de cabra. Una receta muy fresquita y rapidísima de preparar para la que lo único que necesitas es unos tomates, queso de cabra, aceite y perejil. Simplemente corta los tomates y saca su pulpa con una cucharita. Rellena luego los tomates huecos con queso de cabra y perejil mezclados, salpimenta y añade un chorrito de aceite de oliva. Luego, cúbrelos con sus tapas y colócalos en un molde o bandeja para llevarlos al horno y que el queso gratine.
  • Helado de queso de cabra. Tan sencillo como mezclar en una batidora 500 g de queso de cabra, ½ litro de leche y ½ litro de nata y azúcar, y luego meterlo en la heladera hasta que alcance su punto. Puedes servirlo con caramelo líquido, miel o incluso chocolate caliente y unas nueces ¡Espectacular!

Aunque no son tapas tan rápidas, también puedes emplear el queso de cabra en hacer unas ricas croquetas con cebolla caramelizada, añadirlo a tu pizza favorita, a tu rissoto o una cremosa lasaña ¡Y ni que decir de las ensaladas con unos frutos secos, jamón de pato o higos! Encuentra tus recetas favoritas con el queso de cabra y cuéntanoslo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.